huevos rancheros guatemaltecos

Receta para hacer huevos rancheros guatemaltecos

Los huevos rancheros guatemaltecos son un plato tan popular como los plátanos en mole guatemalteco, comidas y postres típicos del Departamento de Sololá.

Este tipo de platos, es bastante nutritivo, con un nivel proteico que puede permitirte, incluso, tenerlo como una opción para almorzar o cenar.

¿Cómo preparar los huevos rancheros guatemaltecos?

La combinación de los huevos rancheros guatemaltecos, es espectacular, las tortillas, el huevo y la salsa bien condimentada; así que espero la disfrutes.

huevos rancheros guatemaltecos
Huevos rancheros guatemaltecos

Ingredientes

  • Media docena de huevos grandes
  • Una cebolla pequeña
  • 100 gramos de tomate maduro
  • Adobo al gusto
  • 5 tortillas de maíz
  • Dos ramitas de cilantro
  • Aceite vegetal

Pasos para preparar los huevos rancheros guatemaltecos

Huevos rancheros guatemaltecos
Huevos rancheros
  1. Comencemos preparando la salsa de tomate; bien puedes agregar la cebolla, tomates y sal al gusto con un poquito de agua en la licuadora; o hacerlo más tradicional y poner a calentar dos cucharadas de aceite en un sartén; y añadir la cebolla y los tomates en trozos y dejar freír por cinco minutos, revolviendo continuamente.
  2. Pasados los cinco minutos, añada a la salsa el adobo comino, conforme al gusto y en este punto, con el mismo líquido del tomate, dejaremos hervir por espacio de diez minutos; te recuerdo no dejar de revolver la salsa para evitar que se queme.
  3. Seguidamente, calentamos las tortillitas; utilizando un sartén lo suficientemente grande para calentar dos o mas tortillas simultáneamente; sino de una en una. A la sartén, cubriremos la superficie con una o dos cucharadas de aceite, dejamos calentar y colocamos las tortillas, pasados dos minutos, las volteamos y reservamos. Repetimos este paso con todas las tortillas.
  4. Una vez que calientes la última tortilla, dejamos el sartén a fuego bajo; y aprovechando el aceite, añadimos todos los huevos, agregamos sal al gusto (recuerda que la salsa ya está condimentada) y dejamos que se cocinen, procurando que la yema quede intacta. Cuando esté listo, reserve.
  5. Para servir, en un plato colocaremos una tortilla; agregamos la salsa por encima y como los huevos se prepararon todos juntos, separaremos una parte, procurando que tenga la yema. Puedes añadir un poco de queso rallado.